Desplazarse hacia arriba
Inicio de sesión

 El pleno del Ayuntamiento de Sagunto pretende desaprobar el acuerdo provisional sobre el suministro de agua de la desaladora presentado por Acuamed

13/03/2019
Gabinete de Comunicación
Los motivos son, entre otros, que continúa sin acreditarse la condición de solar de la parcela donde se ubica la desaladora, y tampoco se han justificado los 16 millones de diferencia entre la inversión firmada en el convenio y la construcción definitiva
El alcalde de Sagunto, Quico Fernández

Según la propuesta de alcaldía que se presentará en la sesión extraordinaria del próximo viernes, 15 de marzo, el pleno no aprobará el acuerdo provisional sobre el suministro de agua desalada al Ayuntamiento de Sagunto desde le desaladora de Sagunto presentado por Acuamed el pasado mes de febrero. 

El alcalde ha asegurado que se ha estado negociando la propuesta de Acuamed tratando de ajustarla al máximo, pero que, finalmente, no ha sido posible por varios motivos. Según recoge la propuesta de acuerdo de la alcaldía, los motivos por los que se pretende tomar esta decisión son varios. El primero de ellos es que continúa sin acreditarse la condición de solar de la parcela en la que se ubica la desaladora, sin que se haya procedido a realizar a favor del ayuntamiento la cesión gratuita del suelo calificado como dotacional público. 

Asimismo, otro motivo es que Acuamed no ha justificado documentalmente la inversión que dice haber finalizado el 31 de diciembre de 2017, y que asciende a la cantidad de 43,5 millones de euros, cantidad que el ayuntamiento no ha tenido ocasión de revisar ni mostrar su conformidad. Por lo tanto, según apunta la propuesta, el ayuntamiento no conoce la desviación entre los 27 millones de inversión previstos inicialmente y la inversión final que Acuamed dice haber ejecutado. Es importante recordar que esta actuación fue financiada por la Unión Europea por un importe de 18, 9 millones. En este sentido, Quico Fernández manifiesta que “si nunca se ha justificado este desfase presupuestario entre el convenio y la construcción definitiva, nosotros no vamos a aceptarlo”. 

Por otro lado, continúa detallando la propuesta, tampoco aparecen justificados en documento jurídico económico al que haya tenido acceso el ayuntamiento los costes que se han tenido en cuenta para la determinación de las tarifas transitorias que figuran en el borrador del acuerdo, del mismo modo que no se concretan las bases para el establecimiento de las tarifas, de la liquidación y abono de las mismas, ni las bases para la determinación de la tarifa de amortización, ni las bases para la determinación de la tarifa de explotación en el supuesto general o el abono de los costes fijos de la actuación. 

Tal y como ha explicado el alcalde, Quico Fernández, se ha convocado este pleno para resolver una cuestión que “llevamos abordando desde el principio de la legislatura, puesto que el ayuntamiento firmó un convenio en su momento que, después de analizarlo y de diferentes conversaciones, hemos llegado a la conclusión que es inaceptable por parte del propio ayuntamiento; es un convenio abusivo que impone al Ayuntamiento de Sagunto el hecho de amortizar la construcción de una desaladora que beneficia el conjunto de la cuenca de la Confederación Hidrográfica del Júcar”.

"Hemos negociado políticamente varias posibilidades que van desde la asunción, por parte del Ministerio, de la construcción de la desaladora, que es lo que tendría que haber hecho y lo que piden también las otras desaladoras valencianas que están pendientes de ponerse en marcha. Pero, a pesar de los compromisos adquiridos incluso por el presidente de la Generalitat y por diferentes representantes políticos, y a pesar del cambio de gobierno, ni el Partido Popular ni el PSOE han asumido esa obligación de pagar las desaladoras como se pagan otras instalaciones”, manifiesta el alcalde. 

Además, Fernández ha asegurado que “hablando con el Ayuntamiento de Valencia y con los responsables del área metropolitana, también he intentado que la desaladora fuera un recurso del área metropolitana para abastecerse de la misma en periodos de sequía. De hecho, han estado a punto de asumir esta propuesta cuando el año pasado estuvimos prácticamente en decreto de sequía y también la CHJ lo entendió, pero nadie ha tomado la solución”.

Por todo ello, el alcalde concluye que, dado el informe desfavorable de los técnicos, Sagunto no acepta la propuesta de Acuamed, y por tanto del Ministerio, de poner en funcionamiento la desaladora y obligarnos a un consumo de agua desalada, ni siquiera de manera transitoria porque existen toda una serie de factores que no han sido aclarados y, por lo tanto, sería una irresponsabilidad por nuestra parte asumir la puesta en marcha de esta desaladora”. 

Todo lo expuesto anteriormente viene motivado por la propuesta de acuerdo provisional para iniciar el suministro de agua desde la desaladora al Ayuntamiento de Sagunto, fechado el 31 de enero de 2019, y firmado por el presidente de Acuamed. Esta propuesta de acuerdo es la continuación a un proceso de negociación que ya se inició en junio de 2018, cuando por parte del presidente de Acuamed se solicitó a alcaldía la suscripción de un acuerdo provisional de inicio del funcionamiento de la desaladora con la finalidad de no perder las aportaciones de 18,9 millones de euros que la Unión Europea destinó a su construcción. 

Por parte de la alcaldía, como respuesta a ese proceso de negociación, se mostró la total disposición a colaborar en las soluciones del sistema Júcar y a no poner en riesgo los fondos europeos asignados a la financiación de la desaladora. Se entiende por Sistema Júcar que el agua suministrada no fuera únicamente para Sagunto, sino que se extendiese a otras poblaciones del área metropolitana de Valencia, incluida la capital. 

Destacar que todos estos hechos parten de un convenio firmado el 11 de enero de 2007 entre el Ayuntamiento de Sagunto y Acuamed que fue aprobado por el pleno el 28 de diciembre de 2006, y que contó con los votos a favor de PSOE, EU y BLOC-EV, el voto en contra del PP y los centristas de SCP y la abstención de SP. En este convenio, entre otras cuestiones, la cláusula séptima recoge que “el Ayuntamiento abonará a Acuamed unas tarifas de amortización y explotación durante los 25 años de vigencia del presente convenio a partir del inicio de la explotación”. 
 
 Momento de la firma del convenio entre la exalcaldesa del Ayuntamiento de Sagunto, Gloria Calero y el entonces director general de Acuamed, Adrián Baltanás. ​ 11 de enero de 2007 .

​​