Desplazarse hacia arriba
Inicio de sesión

 Sagunto pone en marcha la campaña “La sort és no trobar-ne” para evitar los excrementos de mascotas en la vía pública

04/07/2017
Gabinete de Comunicación
Respondiendo a la principal demanda de la ciudadanía del municipio sobre el cuidado de la ciudad, la campaña pretende concienciar sobre la importancia de la recogida de los excrementos de mascotas de las calles


Bajo el eslogan “La sort és no trobar-ne”, la concejalía de Medio Ambiente del Ayuntamiento de Sagunto a través de la SAG ha puesto en marcha una campaña de información y concienciación de la ciudadanía sobre la importancia de que los propietarios y propietarias recojan los excrementos de las mascotas de la vía pública. La campaña ha sido presentada hoy por parte de la concejala de Medio Ambiente, Teresa García; el concejal de Urbanismo, Pablo Abelleira; el concejal de Actividades, Guillermo Sampedro, y el director general de la SAG y responde a la principal demanda de la ciudadanía del municipio sobre el cuidado de la ciudad.

 

Encargada a la empresa local de diseño gráfico y publicidad Yogur de Fresa, esta campaña se llevará a cabo durante los tres meses de verano, coincidiendo con la temporada estival en la que los núcleos urbanos de Sagunto se llenan de gente. El presupuesto ronda los 18.000 euros y se destinará a acciones de publicidad exterior mediante carteles en vallas publicitarias, marquesinas, y un autobús. También, se repartirán a los ciudadanos 10.000 folletos, 500 carteles a comercios y se distribuirán dispensadores de bolsas de recogidas de excrementos con el eslogan de la campaña a los dueños y dueñas de los animales. Por otra parte, en redes sociales también se difundirá un video explicativo de la campaña.

 

García ha declarado que esta campaña no solo trata de dar a conocer el trabajo que se hace desde la SAG en cuanto a la recogida de excrementos, sino de “prevenir que estos excrementos aparezcan en las calles del municipio porque se trata de una acción totalmente incívica de los vecinos que la propician, por lo que entendíamos que junto a los servicios de limpieza y a las acciones de la Policía Local que tiene que sancionar estos comportamientos, hacía falta dar el paso de concienciar a la ciudadanía”.

 

También ha aprovechado la ocasión para recordar que las sanciones que se pueden poner por no cumplir con la ordenanza van desde los 150 a los 600 euros. “Sabemos que la mayor parte de la ciudadanía que tiene mascota se comporta cívicamente, pero solo con que un 20% no lo haga afea la imagen de la ciudad”, ha manifestado la concejala quien ha dicho que es a este porcentaje de ciudadanos “al que queremos conseguir llegar con esta campaña”. Además ha manifestado que aquellos que se comportan cívicamente tienen el deber de advertir a los que hacen un mal uso del espacio público de que se comporten y de que, en palabras de García, “no cuesta nada recoger los excrementos de las mascotas”.

 

Abelleira ha reconocido que la mayor preocupación de los vecinos según los mapeos realizados el pasado año es la limpieza de los excrementos en las calles, que si bien es cierto que los empleados de la SAG se encargan de recoger “si después de limpiar, la ciudadanía no las recoge, da la sensación de suciedad”. Según el delegado de Urbanismo, también se van a estudiar medidas “para acabar con los orines de las mascotas que tanto deterioran el mobiliario urbano”.

 

Por su parte, Sampedro, ha explicado que esta es una primera fase de concienciación que se pone en marcha durante los próximos meses y que ya “estamos trabajando para desarrollar una nueva ordenanza para las sanciones a los dueños que no cumplan con la recogida de excrementos ni con la limpieza de los orines de las mascotas”.